¿Qué mantenimiento requiere una bicicleta eléctrica?

Como cualquier artículo mecánico, una bicicleta eléctrica asistida necesita atención regular para asegurar que funciona bien, y que seguirá funcionando bien. Lejos de ser costoso, el mantenimiento simplemente tiene que respetar la periodicidad establecida para cada bicicleta.

¿Necesita el motor de una bicicleta asistida por electricidad un mantenimiento especial?

Comparado con una bicicleta no motorizada, la e-bike no requiere ningún mantenimiento especial. Como los motores y las baterías son componentes eléctricos que están separados de la parte mecánica de la bicicleta y están sujetos a normas de seguridad, no necesitan ser alterados por el usuario o el servicio técnico de la tienda.

Sólo es necesario un control de la estanqueidad del motor, ya sea en la rueda o en los platos y bielas, en cada revisión, que debe ser realizada por un técnico autorizado.

En caso de mal funcionamiento de una pieza específica de la motorización, el minorista dispone de una herramienta de diagnóstico que conecta a un componente de la bicicleta, indicando las modificaciones a realizar para mejorar su funcionamiento, o para actualizar el software. Los componentes eléctricos y electrónicos, si están dañados, deben ser devueltos al fabricante del tren de potencia para su diagnóstico.

Los fabricantes de motores de alta gama (Bosch, Yamaha, Impulse) disponen de una logística que les permite responder muy rápidamente a cualquier problema con una bicicleta, en caso de que el minorista no disponga del equipo necesario en el taller.

¿Cómo preservar la batería de tu bicicleta eléctrica?

Las tecnologías utilizadas para las baterías de hoy en día no requieren ningún mantenimiento particular. Sólo se deben respetar algunas recomendaciones relativas a:

  • Almacenamiento
  • Temperatura
  • Choques

Si una batería no se utiliza durante varias semanas o incluso meses, es aconsejable retirarla de la bicicleta y guardarla en una habitación alejada de la luz, a una temperatura de unos 20°.

Una batería puede volverse insegura si se usa en temperaturas extremas. En estas condiciones, la batería perderá, en cualquier caso, gran parte de la autonomía para regular su temperatura. No se recomienda utilizar la batería por debajo de -10°C y por encima de 50°C, temperaturas consideradas demasiado peligrosas para la integridad de las células.

Si la batería de una bicicleta con asistencia eléctrica sufre una fuerte sacudida – una simple caída desde una altura o un accidente – puede que no vuelva a encenderse. En este caso, se debe hacer un diagnóstico con el minorista o el fabricante.

mantenimiento bicicleta eléctrica

¿Cómo puedo medir el desgaste de una bicicleta eléctrica?

Como se diferencia poco, mecánicamente, de una bicicleta no motorizada, no hay un nivel específico de desgaste para una e-bike. Lo único que hay que tener en cuenta es que con una bicicleta de asistencia eléctrica, se conduce más a menudo, a mayor velocidad, y por lo tanto es necesario hacer mantenimiento de la bicicleta con mayor regularidad.

Las piezas montadas en las e-bike son exactamente las mismas que las de las bicicletas no motorizadas.

Sólo algunas partes externas están más estresadas y deben ser revisadas con mayor regularidad, dada la fuerza del motor y la velocidad media de la bicicleta eléctrica:

  • La cadena
  • Engranajes – el cassette
  • Pastillas de freno o zapatos

¡Cuidado! No sustituya las piezas cuando sea ya necesario, ya que esto puede causar un desgaste prematuro de otras piezas.

Las ruedas dentadas, por ejemplo, tienen una vida útil equivalente a dos o tres cadenas. Si no se cambia la cadena a tiempo, los engranajes funcionarán mal, lo que aumentará el desgaste de las ruedas dentadas y dará lugar a reparaciones más costosas y que requieren más tiempo.

¿Qué mantenimiento se debe hacer a las partes mecánicas de una bicicleta eléctrica?

Al igual que en el caso de las bicicletas no motorizadas, su mantenimiento debe ser realizado por un minorista autorizado por el fabricante de la bicicleta y el fabricante del motor. Como titular de cursos de formación que le permiten trabajar con las recomendaciones del fabricante, también se asegura de tener las herramientas específicas de la marca.

La realización de una revisión periódica en un comercio autorizado ayuda a protegerse contra el desgaste mecánico inusual.

Parte del mantenimiento puede ser realizado por usted mismo, incluso es aconsejable realizar estos controles rápidos después de cada salida deportiva o de ocio, o una o dos veces al mes para los ciclistas urbanos diarios :

  • Engrasar la cadena
  • Comprobar el funcionamiento de los frenos
  • Revisar la presión de los neumáticos
  • Comprobar el estado externo de los neumáticos
  • Asegúrese de que las ruedas, el manillar y la potencia estén bien apretados.
  • Como con cualquier vehículo, es aconsejable limpiar ocasionalmente la bicicleta eléctrica.

En el uso deportivo, el polvo y la suciedad de las pistas de la transmisión, las ruedas o los frenos pueden dañar estas piezas. En el uso urbano, las sustancias grasas que se pueden depositar en las superficies de frenado (discos o llantas) acelerarán el desgaste. Las recomendaciones de los fabricantes requieren que se limpie con agua jabonosa. Debe evitarse el lavado con chorros de alta presión. Su potencia podría dañar ciertas partes electrónicas y mecánicas, como los cojinetes, al introducir agua.

¿Cómo limpiar la bicicleta eléctrica?

  • Primero moje la bicicleta con agua. Precaución: No lavar la bicicleta con alta presión.
  • Despues rocíe el limpiador de bicicletas WD-40 por toda la bicicleta, e insista en las partes más sucias.
  • Luego rocíe el Desengrasante para Bicicletas WD-40 en la cadena, los desviadores, los piñones y el sistema de frenos.
  • Deje que haga efecto por unos momentos.
  • Use un cepillo para fregar las áreas muy sucias.
  • Luego enjuague la bicicleta con agua otra vez.
  • Si no está satisfecho con el resultado, repita el proceso hasta que la bicicleta esté limpia y ordenada, como recien salida de la fábrica.
  • Finalmente, limpie su bicicleta a fondo con un paño limpio y seco. Cuidado: no la deje secar al sol. Al secarse, pueden aparecer algunas manchas blancas. Por lo tanto, se recomienda encarecidamente el uso de un paño seco.